sábado, 23 de febrero de 2019

Tradiciones más raras



Aquí tenéis una lista de las tradiciones más extrañas del mundo, os sorprenderán algunas de ellas.

- Comerse las cenizas de los muertos. En Brasil, la tribu Yanomami tiene una tradición bastante curiosa para honrar a sus muertos. Primero lo incineran y después se comen sus cenizas, consideran que esto salvara el alma de la persona.

- Vendar los pies a las niñas. En china tiene una tradición bastante cruel con las niñas. Las vendan los pies para evitar que les crezcan, creen que un pie pequeño es símbolo de belleza.

- La marmota Phil. Le consultan el tiempo que va a hacer a este roedor. El 2 de febrero en Punxsatawney (Pennsylvania, Estados Unidos), la marmota Phil sale de su madriguera y si se ve su sombra, habrá seis semanas de invierno, sino se ve la sombra, llegara la primavera pronto.

- Calcetines a modo de piñata. En Alemania, si cumples los 25 y aun no te has casado, tus amigos te colocan decenas de calcetines colgando del techo y después te obligan a beber alcohol.

- Carrera de esposas a cuestas. En Finlandia se celebra todos los años la carrera de llevar a tu esposa a cuestas. Tiene que ir como “abrazada” con las piernas al cuello del hombre e ir boca abajo.

- La carrera detrás del queso. En Coope´s Hill se celebra la tradicional carrera del queso. Dejan caer un queso desde una ladera muy empinada, y detrás del queso van decenas de personas a una velocidad que no pueden controlar, y por ello salen casi volando ladera abajo.

- La batalla del fuego. En Nejapa se celebra cada 31 de Agosto, desde 1922, la batalla del fuego. Existen dos versiones. Una, representa la batalla entre San Jerónimo y el Diablo, y la otra surgió después de que la erupción de un volcán no causara daños. Es una batalla sin reglas en la que se hacen bolas de fuego y se lanzan a los contrarios.

jueves, 21 de febrero de 2019

Los colores de las velas



Son muchos los colores de las velas y cada uno tiene su acción sobre nuestro entorno, nos proporcionan diferentes estados de animo y energía. Unas dan seguridad, otras dan concentración, otras motivación. Os damos unos consejos para saber que tipo de vela os interesa encender para cada estado de animo que queráis obtener.

- Vela blanca. El color de la armonía y la concentración, encender una vela blanca purifica el ambiente y nos protege de energías negativas. Están ligadas al bienestar y a la calma personal.

- Vela amarilla. Usadas para reforzar la seguridad en uno mismo y para que nuestra mente se abra a la creatividad. Propicia la buena comunicación. Ayuda mucho con la economía.

- Vela naranja. Para atraer energías positivas y motivarnos a ser emprendedores. Une la fuerza de las velas rojas y amarillas, aumentando la lucidez y la paz.

- Vela roja. Aumenta el nivel de amor de las personas y nos da vibraciones positivas.

- Vela rosada. Se usan para rituales destinados a la buena salud. Ayudan con el romanticismo.

- Vela morada. Despeja la mente, hace que pienses de manera sensata, es el color de los líderes y estimula la percepción psíquica.

- Vela celeste. Ayuda con el autodominio de las emociones y propicia la comprensión. Necesarias para fomentar los vínculos de la familia.

- Vela azul. Agudiza los instintos y ayuda en la transformación. Son beneficiosas y nos ayuda a estar en armonía con nosotros mismos.

- Vela verde. Color de la fortuna, la abundancia, la superación personal y la madurez. Hacen que tengamos un mayor desempeño físico, intelectual y una mayor sensibilidad y fuerza.

- Vela marrón. Ideal para ser tenaz y consolidar nuestros planes y proyectos. Ayuda en deseos económicos.

- Vela plateada. Simboliza la energía femenina de la luna, se usa en rituales de protección.

- Vela dorada. Simboliza la energía masculina del fuego y sol, se usan para rituales para la suerte y la victoria.

- Velas violetas. Sirven para renovar la energía, poder liberar el karma y para la salud.

- Velas lilas. Como las violetas y además están ligadas fuertemente a la vista.

martes, 19 de febrero de 2019

Ritual para el equilibrio espiritual



Debes buscar un lugar con abundante vegetación como un pequeño bosque, donde te encuentres tranquilo y relajado. Ahora busca un árbol sano con el que te identifiques y siéntate a sus pies y pídele permiso para alimentarte de las energías espirituales que fluyen por su interior porque será lo que te ayude a romper con todo aquello que no te deja avanzar en la vida.

Ahora con la ayuda de tus manos o de una pequeña pala haz un agujero pequeño y dentro de él introduce un pequeño folio de color azul, una moneda plateada y una llave hueca una vez este todo dentro vuelve a pedir al árbol permiso para regalarle estos objetos que están dentro del agujero. Hazle saber que estos presentes son dados desde lo más profundo de tu ser en agradecimiento por los cambios positivos que van a llegar a tu vida mediante su bondad.

Para terminar con este ritual debemos tapar el agujero con la arena y cubrirlo bien ahora con tus dedos debes dibujar un trisquel en representación del crecimiento y equilibrio espiritual.

sábado, 16 de febrero de 2019

El arco de los 7 colores



La civilización griega consideraba al arcoíris un camino entre los dioses y nuestra tierra. Lo que si es cierto es que el arcoíris es uno de los fenómenos mas sorprendentes y de una belleza inigualable siendo muchas veces objeto de leyendas.

Los Indues, creían que el arcoíris era la propia reverencia de Indra, el Dios fuego.

Los incas, llamaban al arcoíris Kuichi y pensaban que por cada color del arcoíris era un hijo de la lluvia, es decir, siete hijos de la lluvia.

En el Antiguo Testamento se hace referencia al arcoíris como si fuese creado por Dios después del Diluvio Universal, como muestra de que nunca volvería a destruir la tierra con un diluvio.

En la cultura oriental, se dice, que una vez vino la lluvia y un gran remolino de viento arrastrando a las siete mariposas creadas por Dios. Una hora después brillo el sol y en el cielo apareció el Arco iris con sus siete colores y en cada uno de ellos las siete almas de las hermosas mariposas de Dios.

Pero sin duda una de las leyendas más entendidas por todo el mundo es la de la olla de oro. Se dice que tantos colores es por que al final del arcoíris hay una olla de oro que es la que produce esos colores tan brillantes y mágicos.

jueves, 14 de febrero de 2019

Hechizo de la ropa interior



Con este hechizo podrás atraer a un amor pasado o a un amor futuro. También vale para reforzar un amor actual y que la relación sea mucho mas cercana con tu pareja. Para este hechizo deberás obtener:

- Ropa interior de color rojo
- El perfume que más utilizas
- Pétalos de Allamanda
- Una bolsita roja
- Cinco velas rojas

El procedimiento es el siguiente: Un sábado a la mañana o un día especial como San Valentín, deberás buscar un lugar tranquilo donde nadie pueda molestarte, puede ser un jardín o un descampado. Luego, en el paso o en la tierra colocarás las cinco velas rojas en forma de círculo. En el medio colocarás la ropa interior, luego deberás ponerte de pie y decir la siguiente oración:

“Oh, imbatible y poderoso Amazarac, tú que le ha enseñado a los mortales tu sabiduría. Tu que le haz transmitido a los humanos los secretos de la hechicera y la magia, hazte presente ante mi suplica y cumple con mi voluntad. Te imploro desde mi humilde corazón, que atraigas un amor hacia mi vida. Haz que consiga una persona que me llene de felicidad, haz que (di tu nombre completo cinco vences) sea feliz con el amor que arribe a mi corazón. Yo soy pura luz y busco atraer a mi mente y mi alma, un ser idéntico a mí, que me ame, me respete, me cuide, me quiera, me proteja. Oh, Amazarac, tú que con tu enorme poder puedes lograr lo que deseas, tú que has decidido ser un rebelde más y mantenerte en las sombras, no me abandones. Que así sea”.

Ahora, lo que debes hacer es apagar las velas y hacer un agujero. Ahora vas a colocar dentro de la bolsita roja la ropa interior, previamente debes ponerle un poco de perfume, luego dentro de la bolsita colocarás finalmente pétalos de Allamanda. Luego entierra la bolsita. Los efectos comienzan a verse al mes.

martes, 12 de febrero de 2019

Hechizo para enamorar locamente



Con este hechizo tan sencillo enamorarás locamente a quien tu quieras, sea tu pareja o no.

Conseguir una flor de papel que sea muy hermosa, lo más parecida a una flor real, tres velas blancas y una vela roja, una foto de él, un poco de cabello de él, una cinta roja, una maceta con tierra negra. Poner la foto de él delante de las velas blancas, delante de la foto poner la vela roja, y delante de la vela roja el poco de cabello que hayas conseguido de él. Luego encender todas las velas, tocar con la mano izquierda la foto de él y con la mano derecha el cabello de él, decir mientras permanecemos con las manos así: “Por el poder del fuego y del agua, de la tierra y del viento, te obligo al amor, ahora mismo, que no puedas mirar a otra mujer más que a mí, que toda tu atención sea dirigida hacia mi persona, así sea”. Dejas que las velas se consuman, si puedes permanecer tocando la foto y el cabello de él mientras esto sucede sería lo ideal.

Luego tomas la foto y la doblas de manera que los cabellos queden dentro, pones la cinta enrollada sosteniendo la foto y la atas a la parte de debajo de la flor de papel, en el lugar que simula el tallo, esto es muy importante: que esté lo más abajo posible. Tomas la flor y las plantas dentro de la maceta de manera que la foto doblada con los cabellos dentro y la cinta alrededor queden debajo de la tierra.

Pon la maceta en un lugar que le dé el sol y riégala como si fuera una planta real, sí, aunque parezca absurdo. Los hechizos para enamorar locamente a alguien a veces tienen esas cosas que parecen absurdas pero que contienen una magia muy antigua.

sábado, 9 de febrero de 2019

Leyendas urbanas: El erudito y la urraca




En tiempo de la Guerra de los Reinos, el Hijo del Cielo ya de únicamente tenía el título. Japón estaba a disposición de los señores de la guerra, que disputaban sin cesar los despojos del Imperio. El rey Sakura había decidido conquistar el reino de Mizuki, cuyo ejército era muy inferior en número al suyo y estaba mucho peor equipado. Durante la preparación, sus espías le comentaron que un rey vecino tenía tropas en las fronteras, a la espera, de que el ejército de Sakura abandonara el reino para invadirlo. El soberano se hizo el sordo y mantuvo su proyecto de conquista. Sus ministros estaban muy nerviosos. Uno de ellos tuvo el valor de hablarle abiertamente de sus temores y fue destituido en el acto.

En aquella época, Ryu deambulaba con su rosario de discípulos por el reino de Sakura. El ministro destituido le visitó para pedirle que mediara con el rey antes de que el país se convirtiera en pasto del dragón de la guerra. El erudito prometió alguna cosa.

Días más tarde, Ryu entró en la sala del trono, sin afeitar, maniatado, prisionero de un paleto que vestía uniforme de los guardias reales.

El rey Sakura, en el colmo de la indignación -ya que había reconocido al respetable erudito a quien había ido a consultar en varias ocasiones-, mandó rápidamente que desataran las manos del prisionero. Recriminó al guarda de caza por tanta incongruencia y lo cesó inmediatamente de sus funciones. Pero éste se postró varias veces y se defendió explicando que había sorprendido al llamado Ryu cazando furtivamente en el parque real del Este. Mostró el objeto del delito: un arco que había arrancado de manos del infractor. Sorprendido, el rey miró al viejo maestro y le preguntó que significaba aquello.

Ryu acarició su perilla plateada y contestó:

-Pues bien, Majestad, he tenido una insólita aventura. Había salido a cazar en el valle que circunda el parque de su Majestad, con el firme propósito de no sobrepasar de ningún modo los límites, ya que había visto bien las señales donde estaba estampado vuestro sello. Deambulaba, pues, entre las hierbas altas aguardando el vuelo de una presa, cuando, de repente, el ala de una urraca rozó mi sombrero. Se posó en la señal de vuestro parque. Me dije:¡qué extraño, me ha rozado sin verme y ahora está a mi lado, al alcance de la flecha de mi arco! Intrigado, me aproximé al ave para saber lo que le había hecho olvidar toda cautela. Dio algunos saltos en sotobosque, la seguí, y de repente se quedó quieta como si fuera se fuera a lanzar sobre una presa. Seguí marchando sin que la urraca se diese cuenta de mi presencia ¡y entonces observé que esperaba que una mantis religiosa, ocultada tras una hoja, se apoderara de una cigarra, para abalanzarse y comerse a los dos insectos a la vez! Ansiosa de aprovechar esta doble acción, no se había percatado del cazador que tenía detrás. Y me hice la reflexión siguiente: así es la naturaleza animal, cegados por sus gulas, los animales olvidan protegerse del peligro. ¡Fue entonces cuando vuestro guarda de caza me pilló y me detuvo como a un vulgar cazador furtivo! Y me hice la siguiente reflexión: así es la naturaleza humana. ¡atraído por el mundo exterior, el ser humano olvida protegerse así mismo!

Y el rey Sakura comprendió la lección. Dejó su proyecto de invasión, escapando por poco a la trampa que habían conspirado sus vecinos.